jueves, marzo 06, 2014

Los años de peregrinación del chico sin color, de Haruki Murakami


Título: Los años de peregrinación del chico sin color (original: 色彩を持たない多崎つくると、彼の巡礼の年
/Shikisai wo monatai Tazaki Tsukuru to, kare no junrei no toshi)
Autor: Haruki Murakami | Editorial: Tusquets Editores
Año: 2013 | Páginas: 314 | ISBN: 978-607-421-478-9
★★★★

Cuando Tsukuru Tazakiera adolescente, se sentaba durante horas en las estaciones para ver pasar los trenes. Ahora, con treinta y seis años, es un ingeniero que diseña y construye estaciones de ferrocarril y que lleva una vida tranquila, tal vez demasiado solitaria. Cuando conoce a Sara, una mujer por la que se siente atraído, empieza a plantearse cuestiones que creía definitivamente zanjadas. Entre otras, un traumático episodio de su juventud: cuando iba a la universidad, el que fue su grupo de amigos desde la adolescencia cortó bruscamente, sin dar explicaciones, toda relación con él, y la experiencia fue tan dolorosa que Tsukuru incluso acarició la idea del suicidio. Ahora, dieciséis años después, quizá logre averiguar qué sucedió exactamente. Ecos del pasado y del presente, pianistas capaces de predecir la muerte y de ver el color de las personas, manos de seis dedos, sueños perturbadores, muchachas frágiles y muertes que suscitan interrogantes componen el paisaje, pautado por las notas de Los años de peregrinación de Liszt, por el que Tsukuru viajará en busca de sentimientos largo tiempo ocultos. Decididamente, le ha llegado la hora de subirse a un tren.


Murakami es uno de los autores que más he disfrutado en los últimos años. Como lo he dicho en un par de veces, en sus libros hay un no sé qué que me envuelve y transporta a ese mundo que no es del todo fantástico pero que tampoco es del todo real. Los años de peregrinación del chico sin color no es, en definitiva, mi libro favorito escrito por Haruki Murakami, pero tampoco me deja con un mal sabor de boca. 

Desde el mes de julio del segundo curso de carrera hasta enero del año siguiente, Tsukuru Tazaki vivió pensando en morir. Esta es la primera frase de un libro que te guía por la vida del tal Tsukuru, una historia que va dando saltos en el tiempo, presentándonos a ratos la vida de un muchacho de 20 años y también la de un hombre de 36, que a pesar del paso del tiempo, no ha podido cerrar un capítulo en su vida.


Ésta me parece una historia más real que aquellas otras que he leído del mismo autor. No hay sucesos sobrenaturales o que parecen no tener explicación, que estén ligados directamente al personaje principal (porque sí hay una historia dentro de esta historia, que involucra a personas capaces de predecir la muerte). Están presentes los temas tocados por Murakami en sus otras obras: el sexo, los sueños, referencias al mundo Occidental (la música en particular). 

Esta melodía es fundamental en la historia:


Tsukuru es un hombre que a lo largo de su vida se ha visto rodeado de personas con un color en particular, evidente en sus nombres. Sus cuatro amigos de la adolescencia eran rojo, azul, blanco y negro. Un amigo en su juventud era gris. Un hombre que conoce a través de una historia narrada por alguien más, es verde. Al lado de ellos, el protagonista de esta historia se siente como una persona vacía, alguien sin color.

En general, Los años de peregrinación del chico sin color es un poco más de aquello a lo que estamos acostumbrados con este autor, pero a mí en particular eso es lo que me gusta. En cierto sentido a veces me da la impresión de que toda la obra de Murakami transcurre en un mismo universo, con todos sus personajes viviendo, a veces, en las mismas ciudades o cruzándose en el camino sin percatarse de ello, sin saber de la existencia del otro. 

Creo que el título dado por Tusquets se queda un poco corto considerando que la mayor parte de la historia no es del chico alrededor de quien gira todo, sino alrededor de un hombre casi cuarentón con su enigmático pasado, sus inseguridades y sus placeres. 

El final es abierto y deja al aire una gran pregunta que se queda sin una respuesta clara pero que se puede intuir un poco. 

En resumen: El libro está lleno de frases bellísimas y ciertas con las que me identifico; lleno de esa prosa metafórica y onírica que posee Haruki Murakami. Insisto en que no es mi favorito de los que he leído, pero sí que me ha gustado. Y:
"En la vida siempre hay cosas demasiado complicadas para explicarlas en cualquier idioma", había dicho Olga.
"Así es", reconoció Tsukuru mientras tomaba un sorbo de vino. "Difíciles de explicar no sólo a los demás, sino también a uno mismo. Y cuando se fuerzan las explicaciones, a menudo se acaba mintiendo".

SOBRE EL AUTOR


Haruki Murakami (Kioto, 1949) es un escritor y traductor japonés, autor de novelas y relatos. Sus obras han generado críticas positivas y numerosos premios, incluyendo los premios Franz Kafka, Jerusalem y el Internacional Cataluña, entre otros. La ficción de Murakami, a menudo criticada por la literatura tradicional japonesa, es surrealista y se enfoca en conceptos como la alienación y la soledad. Es considerado una figura importante en la literatura posmoderna. The Guardian ha situado a Murakami "entre los mayores novelistas de la actualidad".



9 comentarios:

  1. Me gusta Murakami y tengo esta novela en casa, esperando su turno, aunque las reseñas que he leído son más bien poco entusiastas, por lo general.
    Me quedo por aquí :) besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que sea una de sus grande sobras, pero tiene algo. Gracias por tu comentario (:

      Eliminar
  2. Hola,te he nominado a un premio dardo,creo que tu y tu blog se lo merecen.
    PD: muy lindo blog,te sigo.
    besos<3
    http://obsesionadaporloslibros15.blogspot.com.ar/2014/03/nominada-los-premios-dardos.html

    ResponderEliminar
  3. ¡Vaya! ¡Tantas cosas que me he perdido de este blog! Diablos, ¿en qué andaba que no comentaba todas estas entradas? Espero ser algo más constante a partir de ahora :P

    Pues Murakami es como mi autor imposible. Hace años que intento leerlo, pero sus libros nunca han llegado a mis manos y, cuando de casualidad lo han hecho, nunca los he podido terminar. No por falta de interés o aburrimiento, sino porque simplemente han llegado en momentos en que no he tenido la tranquilidad para poder acabarlos. Estoy segura de que me encantarán cuando logre leerlos en el momento adecuado.

    Esta novela me ha intrigado muchísimo. Los títulos de Murakami son siempre deliciosos, pero me ha picado mucho la curiosidad por este libro. Quizás precisamente porque es más realista y esa clase de historias dramáticas y melancólicas siempre me han gustado mucho. Definitivamente estaré a la caza de esta novela. Tiene que caer en mis manos alguna vez.

    Por cierto, la reseña es impecable. Perfecta. Te da la información suficiente para encantarte y dejarte con ganas de más. Sin duda, una reseña positiva siempre tendría que provocar en el lector las ansias de dar su propia opinión.

    ¡Gracias por esta reseña y un enorme saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No te preocupes, yo tampoco he estado muy atenta al mundo bloguero últimamente ;)

      Yo siempre he pensado que con Murakami no hay puntos medios: o lo amas o lo odias (he discutido respecto a esto con muchas personas y llegamos a la misma conclusión), pero sí creo que hay un momento para leer cualquier libro. Seguramente tu momento de leer a este autor aún no ha llegado. Justamente ayer hablaba con una amiga respecto a los libros de Murakami y concluimos que sus libros dejan un mensaje en la vida de quienes los leen, dependiendo de las circunstancias y el momento.

      Muchas gracias por tu comentario, me hace muy feliz saber que te gusta la reseña (:

      ¡Saludos y que estés excelente!

      Eliminar
  4. Tengo el libro esperando a un hueco entre todo lo que quiero leer. Yo también tengo esa sensación de que todas sus obras se desarrollan en un mismo universo, medio real, medio fantástico. Creo que la única excepción a esto sería Sauce ciego, mujer dormida (quizás porque son cuentos en vez de una novela).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No he leído Sauce ciego, mujer dormida, pero incluso en Después del terremoto, que también es un libro de cuentos, me parece que todo ocurre en el mismo universo.

      Eliminar
  5. Ay, Murakami es de mis autores preferidos y este libro, la verdad y no sé por qué, pero me enamoró <3. He leído casi todo de él y la verdad, es de los que más me gusta (ninguno supera, para mi, Kafka en la Orilla o 1Q84 (la primera parte, por que la tercera me ralló más), pero en este caso, la verdad es que disfruté mucho. Haruki tiene un problema (o lo hace aposta, no lo sé) con los finales abiertos, pero en este caso me dejó con un sabor de boca agridulce, como si necesitara unas páginas de más... Un libro del que quiero hacer una reseña pronto, pero me ha gustado mucho leer la tuya.

    ResponderEliminar