miércoles, enero 08, 2014

El nombre de la rosa, de Umberto Eco

foto


Título: El nombre de la rosa (original: Il nome della rosa)
Autor: Umberto Eco | Editorial: Lumen | Año: 2004
Páginas: 670 | ISBN: 970-051-815-9
★★★★★

Umberto Eco, nacido en Piamonte en 1932, profesor en la Universidad de Bolonia y famoso por libros de ensayo como Apocalípticos e integrados, La estructura ausente o Tratado de semiótica general, consiguió con esta primera novela, publicada en 1980, uno de los mayores bestsellers de los últimos tiempos. Participando de las características de la propia novela gótica, la crónica medieval, el relato policiaco, la narración ideológica en clave y la alegoría, la lectura del libro es una aventura continua, de la primera a la última página, al unir una trama apasionante con la portentosa reconstrucción de una época conflictiva, cual fue el primer tercio del siglo XIV.

Mi relación con Umberto Eco es especial, por llamarle de alguna manera. Comenzó cuando entré a la Universidad. Es un autor obligado en mi carrera y más de un profesor intentó metérnoslo a golpes. Antes de saber de su novela (mucho, mucho antes), leí parte de su Tratado de semiótica general y el resultado no fue muy agradable. Decidí leer este libro porque más de uno me dijo que era muy bueno y porque quise buscar tener otra perspectiva del autor. Y vaya que la encontré.


El nombre de la rosa narra la historia de Guillermo de Baskerville y Adso de Melk, fraile el primero y novicio el segundo, mientras intentan resolver el misterio de una serie de asesinatos en una abadía de Italia. Al tiempo que los dos personajes realizan su investigación, hay otros elementos que se van mezclando con la novela: la culpa, la lujuria (carnal e intelectual), cuestiones de religiosidad, herejías, y la presencia de la Inquisición.

Cuando le dije a un amigo que estaba leyendo este libro, se emocionó y me dijo que si me interesaba la religión católica (como creyente o en el aspecto cultural), si me gustaban los misterios, las historias policíacas, las escenas algo sangrientas y no le hacía el feo a las insinuaciones de homosexualidad (mencionadas de vez en cuando a lo largo de todo el texto), sería un libro que me gustaría mucho. Y si bien no puedo decir que me fascinó (aunque sí me gustó, y mucho), sí creo que es una lectura recomendable.

El texto está escrito en primera persona a manera de crónica: es el propio Adso de Melk, ya viejo, quien retoma los hechos acontecidos durante su juventud (tenía 18 años cuando sucede todo). El lenguaje imita los textos antiguos: es rimbomante, da vueltas para decir algo pequeño, alaba a Dios como lo haría un fraile del siglo XIV. Y aunque no hay tantas descripciones de los personajes (el mismo Adso sólo describe a su maestro Guillermo al inicio de la narración y casi no toca las descripciones físicas de los demás), sí hay descripciones de la atmósfera, el entorno y el lugar. La trama se desarrolla en una abadía benedictina, en un edificio antiguo que Eco describe usando el vocabulario propio de su arquitectura.

Sin duda es una excelente historia... una vez que le agarras el gusto. Las primeras 100 páginas (o tal vez más) son pesadas, pesadas. Y lo son más porque en la redacción, Umberto Eco mezcla pasajes en latín, que a veces son sólo unas palabras y en otras, párrafos enteros. Se vuelve un poco tedioso ir al apéndice para leer la traducción y entender del todo la idea. Confieso que estuve tentada a desistir con la lectura y dejarlo por la paz, y seguramente lo habría hecho si yo no fuera tan obstinada y si no tuviera la regla personal de siempre terminar los libros que leo.

La prueba de las 100 páginas es algo que el mismo Eco menciona en Apostillas a "El nombre de la rosa":
Después de haber leído el manuscrito, los amigos de la editorial me sugirieron que acortase las primeras cien páginas, porque les parecía que exigían demasiado esfuerzo y se leían con dificultad. No vacilé en negarme, porque, sostuve, si alguien quería entrar en la abadía y vivir en ella siete días, tenía que aceptar su ritmo. Si no lo lograba, nunca lograría leer todo el libro. De allí la función de penitencia, de iniciación, que tienen las primeras cien páginas; y, si a alguien no le gusta, peor para él: se queda en la falda de la colina. 
Los últimos capítulos son vertiginosos e intensos: descubres (¡al fin!) el misterio que se desarrolla en la abadía, te enfrentas a una desgracia, y te empapas de un algo de nostalgia por parte del narrador, al llegar al final de su relato. Personalmente me gustó mucho leer sobre Guillermo (William) de Baskerville, por ser un personaje astuto, inteligente y culto.

En resumen: Esta novela es una de esas que debes seguir leyendo para decidir si te gusta o no, si vale la pena o no. Si te atrapa, seguramente será muy difícil que te haga perder el interés. Aunque la historia es muy buena, hay algunos capítulos más pesados que otros, por la carga de simbolismo y religiosidad, o en los que los discursos de los personajes son largos, tanto que pueden pasar dos o tres páginas sin cambiar de párrafo. Es cansado para la vista. Pero vale la pena seguir leyendo para descubrir la verdad detrás de los crímenes y qué papel juega una biblioteca aparentemente inofensiva.


SOBRE EL AUTOR

Umberto Eco (Italia, 1932), es un escritor y filósofo italiano, experto en semiótica. Se doctoró en Filosofía y Letras en la Universidad de Turín en 1954. En 1980 se consagró como narrador con El nombre de la rosa, novela histórica culturalista susceptible de múltiples lecturas (como novela filosófica, novela histórica o novela policíaca, y también desde el punto de vista semiológico). Es miembro del Foro de Sabios de la Mesa del Consejo Ejecutivo de la Unesco y Doctor Honoris Causa por treinta y ocho universidades de todo el mundo, entre ellas, la Universidad Complutense de Madrid (1990), la Universidad de Tel Aviv (1994), la Universidad de Atenas (1995), la Universidad de Varsovia (1996), la Universidad de Castilla-La Mancha (1997), la Universidad Libre de Berlín (1998), la Universidad de Sevilla (2010) y la Universidad de Burgos (2013).

3 comentarios:

  1. Es un libro al que le tengo muchísimas ganas, pero que no he visto en las librerías.
    Me ha gustado mucho tu reseña, espero poder leerlo pronto y sobretodo no desanimarme con esas primeras hojas.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te sirve, yo lo he visto en Sanborns ,como parte de su colección Círculo de lectura, a un precio accesible. Gracias por el comentario. Si lo lees, suerte con esas cien páginas y recuerda que después de la penitencia, viene una historia genial. ¡Saludines!

      Eliminar
  2. Este libro lo tengo pero no me he animado a leerlo por unos que otros pendientes.
    Te nominé a un premio en mi blog: http://archipielagoinfinito.blogspot.com/2014/08/book-tag-5-yo-leo-porque-leer-mola.html
    Saludos.

    ResponderEliminar